Acerca del Suicidio.

9 10 2009

En una ocasión conversando con un colega de un plantel hermano surgió el tema del suicidio, me comentó que un conocido de él lo había cometido. Recuerdo que me dijo con voz emocionada, como elogiando el hecho:

¡Tuvo mucho valor para hacerlo!

¿Valor? ¿Cuál valor? Repliqué y continué.¿Se necesita valor para matarse?

Claude-Monet-Atardecer-en-VeneciaValor se necesita para enfrentar la vida. Agarrar una pistola y darse un balazo para escapar de lo que sea, eso cualquiera puede hacerlo, pero vivir la vida con todas sus dificultades, traspiés, descalabros y decepciones, eso sí que tiene valor.

Valor es cambiar lo que está mal corrigiendo el rumbo. Valor es soportar un día en el que todo va mal sabiendo que el mañana será diferente. Valor es pedir perdón por algún error cometido. Valor es olvidar lo que una vez nos afectó. Valor es perdonarse. Valor es dar una patada a todo lo que no sirve y mirar hacia el futuro. Valor es borrar el pasado. Valor es convertir la soledad en un placer. Valor es carácter. Valor es coraje para decir “de ahora en adelante mi vida será diferente”. Eso es VALOR, suicidarse no tiene ningún valor.

Palabras más, palabras menos… pero fueron suficientes porque mi colega ya no dijo nada.

Luego pensé: ¡Maldición! si un profesionista confunde las cosas de esta manera ¿¡qué será de los demás!? Claro, excepciones hay en todos lados.

Hace unos días me enteré por la televisión de que en México el suicidio es actualmente la tercera causa de muerte en los jóvenes (segunda en el mundo) y pensé: no es para menos, como están las cosas con tanta desinformación, confusión y falta de valores en los jóvenes (y en los adultos), no podía esperarse otra cosa.

Al paso que vamos en unos años el suicidio estará en primer lugar.

¿Qué les pasa a los jóvenes?

Cualquier persona con cien gramos de cerebro sabe que el suicidio llevado a cabo por un adulto es un acto irracional -contranatural, dirán algunos- pero en un joven es algo completamente sin sentido. ¿Cómo explicar el hecho de que en este tiempo existiendo mayor tolerancia de la sociedad y del gobierno hacia los jóvenes, además de mayor protección de las leyes, y de las muy variadas formas que tienen para divertirse, a pesar de ello tomen este tipo de decisiones?

¿Qué motiva a una persona a suicidarse?

Puede haber cien probables razones -de hecho las hay-, pero… ¿vale la pena hablar de ello? A mi juicio no tiene caso abundar sobre las causas pues todo el mundo las conoce (problemas familiares y económicos, depresión, abuso, soledad, estrés, etc.) más bien interesan las posibles soluciones, y la mejor -según pienso- es hablar sobre realidades de vida, verdades que todo el mundo sepa y entienda, principalmente los jóvenes.

Lector/a quizás te suene fuerte pero lo que te diré enseguida es lo que la vida me ha enseñado.

Hay días buenos y días en los que uno desearía no haber nacido (a todos nos ha pasado), pero siempre, siempre, siempre, -dime si no- los días malos pasaron y vinieron mejores días. Lo malo finalmente quedó atrás, a veces como un vago recuerdo y otras como un motivo de risa. La vida da muchas vueltas, lo que hoy nos martilla el cerebro mañana ni nos acordamos de ello.

En su interior -muy en su interior- cada persona es libre y puede hacer lo que quiera. Igual que puede matarse, puede en este preciso momento cerrar todo un capítulo equivocado de su vida y comenzar otro completamente diferente. Mi padre fumaba dos cajetillas diarias de cigarros (suficientes para producir cáncer); un día dijo: “no volveré a fumar” y jamás volvió a fumar. No pagó a psicólogos, no pagó medicamentos, solo le costó dos semanas de llevarse la mano involuntariamente a la bolsa de la camisa en donde acostumbraba llevar su cajetilla de cigarros, después lo olvidó.

Cada persona es irrepetible. Nunca existió nadie igual ni existirá jamás. Matarse es eliminar la oportunidad de hacer lo que nunca nadie pudo hacer ni hará igual.

Vivir es una oportunidad para aprender. Equivocarte y corregir es natural. Aprender de las equivocaciones para no cometer los mismos errores es parte del aprendizaje.

La vida es una suerte, hubo millones de posibilidades para no nacer.

Finalmente…

Si piensas que todo el mundo recordaría tu muerte al suicidarte, te diré que la mayoría de la gente en menos de un año se habrá olvidado de ti. Por el contrario, actuando bien podrá haber generaciones completas que te recuerden cientos de años después (hay ejemplos). Por eso lo mejor es celebrar la vida dando lo mejor de ti y dejar que la muerte llegue cuando tenga que hacerlo.

S i n c e r a m e n t e.
Ing.  I.  Guerrero  Z.


Acciones

Information

6 responses

19 09 2016
Isaura

Hola buen día; y que hacer cuando quieres ayudar a la persona y la persona no quiere y también vives un infierno, cuando lo ves sufriendo y la persona no ve más allá de su “dolor, miedo, odio,” no se que sea, y que no duermes, ni ganas te dan de comer porque sabes que esa persona que padece depresión no quiere vivir, sabe que maestro? en mi caso vivo al día confiada en Dios, soy católica y lo dejo en sus manos se que siempre estará ahí, yo le ofrezco mi sufrimiento y pues así ha sido desde hace como 10 años, muchas gracias porque todas sus publicaciones ayudan en algo a unos a otros pero siempre dejan enseñanzas.
Un abrazo.
………………..

Hola Isaura…
Se que no es fácil sacar a alguien de su estancamiento cuando este es muy profundo o cuando simplemente no quiere salir de él. Entiendo que hay enfermos de depresion que necesitan ayuda de psicólogos y quizá hasta de un buen psiquiatra. Por otra parte, un sacerdote también podría ayudar, incluso acercar a la persona a la creencia de algo superior. Aunque, para serte franco, también se que existen los chantajistas -los he visto- que se hunden a propósito buscando mantener la atención de los demás y en ello encuentran su placer, y jamás permitirán que nadie los rescate pues sería tanto como acabar su juego. Afortunadamente he visto los dos casos, y uno de ellos se resolvió mediante el acercamiento a Dios, y el otro está en proceso, aunque al parecer el hecho de que esta persona asuma mayores responsabilidades ello está actuando en favor de su solución.
Quizá también podría servir que le dijeras a la persona que está sumida en el problema, que leyera el post y a su vez nos compartiera aquí su parecer y ojalá las razones de su depresión. Me parece que con la ayuda de todos los lectores encontraríamos una solución a su problema, pues -así lo veo-, no hay caso que no la tenga, solo es cuestión de conversarlo, incluso a veces en la lejanía y sin conocer al que te habla.
Es cuanto puedo decirte y ojalá que en mis palabras encuentres la posible solución de tu problema.
Saludos.
Ing. I. Guerrero Z.

1 12 2009
Elias Ramos

Que tal!!!! reciba de mi parte un caluroso saludo (principalmente hoy q esta haciendo mucho frio jejeje).

Quiero felicitarlo por tan grande labor que usted realiza en este blog, no solo con formas de ayudar academicamente sino en la formación y crecimiento personal.

Me gusta la manera con que aborda todos sus temas, tiene una manera muy acertada de hablar acerca de ellos. Felicidades por su blog!!!!.

Respecto al suicidio, es una verdadera pena que gente con todas las fuerzas y quiza con muchisimo futuro por delante se quite la vida. Yo pienso que todos deberiamos preocuparnos por realizar cosas que enriquezcan nuestra forma de pensamiento y de ver las cosas, realizar actividades que nos hagan sentir a gusto y tranquilos. En fin hay tantos motivos por los que vale la pena vivir, que da muchisima tristeza cuando alguien se quita la vida.

Saludos desde Chihuahua.
………..

Hola Elías…
Gracias por tu comentario.
Efectivamente es triste saber que alguien tomó tan equivocada decisión.
Te envío saludos cordiales.
Ing. I. Guerrero Z.

15 10 2009
ana maria ojeda lópez

¿Creen en las coincidencias?

No veo bien qué día escribí este comentario; el domingo a las 10 de la noche se quitó la vida uno de los 4 hijos de una compañera de trabajo; 29 años tenía el joven, recién casado y el lunes empezaría a laborar en un Municipio de por aqui como jefe de finanzas.
¿Qué sucedió?.
Esa es la gran incertidumbre y yo me siento muy afligida pues esos jóvenes y mis hijos crecieron juntos; los conocí cuando eran unos niños y me parece absurdo este hecho. Nadie percibió en el estado de ánimo de este muchacho ninguna alteración, nada extraño.
¿Por qué?.
Saludos

Maki.
……………

Hola Maki…
Esa es la pregunta del millón ¿Por qué?
Causas hay mil (y aumentando), razones para aferrarse a la vida según veo hay pocas (y disminuyendo lamentablemente).
Solo nos queda hablar desde nuestro modesto ámbito acerca de cosas de vida.
Saludos.
Ing. I. Guerrero Z.

13 10 2009
Kumari

Esto que habeis scrito me ha agradado en verdad, pues soy una joven k nunca kisiera matarse, pork, como lo ha dicho, tengo ese valor de vivir, ese valor a ver todo mi alrededor y saber y probar del sufrir y la alegria, la amargura y la dulzura, todo de ello… tengo el placer de llorar y reir hasta cansarme y, sin embargo, no tengo realmente esa “necesidad” de kitarme mi tan valiosa vida, ahora si k como dicen… “soy muy joven para morir” jaja

Saludos.
………….

Saludos cordiales Kumari…
Gracias por tu comentario, muy atinado por cierto.
Ing. I. Guerrero Z.

11 10 2009
ana maria ojeda lópez

¡Hola Ing. Guerrero¡

Es realmente triste la pérdida de cualquier vida humana y tratar de explicar el por qué? tendría que ser algo más que suposiciones, como usted enumera puede deberse a múltiples causas y cualquiera de ellas puede esgrimirse como razón.
Sin embargo pienso que habría que remontarse más allá de las razones; si consideramos que todo ser vivo tiene el instinto de supervivir, estamos entonces ante un fenómeno social muy preocupante.
Vivo en Campeche, aqui es muy común que las personas opten por el suicidio, alguna vez leí que era parte de la herencia cultural maya -por aquello de ir a un lugar diferente o por el espíritu del sacrificio. Pero ahora se ha convertido en una causa de muerte significativa en todo el país. Esto me lleva a pensar, refiriendome al instinto de sobrevivencia: ese instinto está anulándose en esas personas que optan por quitarse la vida?; también he leído que las enfermedades mentales están a la alza como consecuencia de las condiciones económicas de nuestro país.
Pienso que sería muy interesante efectuar una investigación acerca de los índices de niños, jóvenes, adultos y personas mayores que presentan depresión. -Aunque tendría que considerarse la cifra obscura de este padecimiento-. Es probable que nos encontráramos con la sorpresa de que estas personas que se quitan la vida pudieron haber sido ayudados con la atención médica así como con la observación de sus familiares para evitar que llevaran a cabo su determinación.
Como usted bien menciona, la vida es un regalo, pero como persona depresiva puedo decirle que la calidad de esa vida que se nos obsequia puede llegar a convertirse en un verdadero infierno sobre la tierra. Hasta hace poco de 4 años ni yo misma sabía de mi padecimiento, pensaba que todas las personas sentían igual. Fue hasta que como consecuencia de un conflicto familiar mi depresión llegó a lo más profundo que acudí a un psiquiatra pues sentí que iba a morir si no hacía algo inmediatamente. Tengo 50 años y pude percatarme que algo estaba muy mal en mis sentimientos de profunda tristeza.
Me imagino a esos muchachos que no saben que su sentir puede deberse tan solo a un desequilibrio químico en la serotonina u alguna otra substancia.
Atendiendo esos desequilibrios la calidad de vida se convierte en algo digno de vivir pues la tristeza, el enojo, el sentimiento de desvalimiento. Todo eso cambia con la atención adecuada.

Saludines

Maki

10 10 2009
Armando Garza

saludos!! que le dire…

muy buen post! pase hoy por su blog por mera equivocación, de hecho lo abri por error y apenas si di un vistazo, alcance a ver “acerca del suicidio” y en cuando lo cerré lo volvi a abrir.

habla mucha verdad en esta entrada… y.. pienso que eso que escribio es para tenerlo enmarcado en cada pared de mi habitacion…

parece ser una persona muy inteligente!! como pocas..

bueno.. un saludo!
desde tampico, tamaulipas.
………………

Hola Armando…
Gracias por tu comentario.
Te envío saludos cordiales.
Ing. I. Guerrero Z.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: